misterio

Los grandes misterios de la Tierra aún no resueltos por la ciencia

Durante este último mes de abril, los humanos hemos celebrado un nuevo Día de la Tierra, nuestro hogar, al que tan acostumbrado estamos que apenas si logramos percatarnos de los grandes misterios que encierra, mucho de los cuales todavía no logran ser esclarecidos por la ciencia. Aquí te presentamos algunos de los más antiguos y significativos enigmas planetarios.

¿Hemos nacido en la Tierra o provenimos de otros mundos?

Si la vida en la Tierra es fruto de la evolución planetaria, o si en cambio proviene del espacio exterior, es todavía materia de discusión entre los expertos. Mientras que muchas teorías intentan explicar cómo surgió la chispa de la vida en nuestro planeta, sus elementos básicos, aminoácidos y vitaminas, han sido hallados profusamente en meteoritos llegados desde el espacio, por lo que un origen alienígeno es todavía teoría vigente.

¿Cómo surgió el oxígeno en nuestro planeta?

Es sabido que las plantas generan el oxígeno necesario para la vida en el planeta Tierra. Antes de que ellas existieran, en su lugar, las cianobacterias se ocuparon de liberar el preciado compuesto vital a la atmósfera. No obstante esta secuenciada cadena de generadores de vida, es cierto que la cantidad de oxígeno en la atmósfera terrestre cambió drásticamente muchas veces hasta estabilizarse hace unos 540 millones de años, sin que nadie haya podido hasta el momento explicar por qué.

¿De dónde surgió el agua?

Al momento de su formación, hace miles de millones de años, la Tierra era un planeta seco y por lo tanto incapaz de albergar vida, al menos del modo en que la conocemos hoy. Para la ciencia es muy probable que el agua haya sido importada a través de asteroides, cometas o meteoritos que colisionaron contra el planeta, aunque dada la escasez de evidencias es imposible corroborar la hipótesis y el misterio continua vigente.

¿Cómo es el centro de la Tierra?

Inspiración incluso para los relatos de ciencia ficción más recordados, el núcleo de nuestro planeta ha sido motivo de fascinación para los científicos desde la primera hora. Sin embargo, hasta hoy, nadie sabe cómo es ni de qué está compuesto exactamente. Algunos estiman que es líquido, otros afirman que es cristalino, y existen quienes piensan que en realidad es amorfo. Tampoco se sabe de qué elementos está hecho, ni cómo genera el campo magnético terrestre o a qué obedecen sus constantes variaciones.

¿Cómo nació la Luna?

Hablar de los misterios del planeta Tierra es hablar también de la Luna, al menos desde la perspectiva científica que vincula el nacimiento de esta última con una gigantesca colisión entre un objeto enorme y la Tierra, durante sus primeros años de vida. Así, tras el impacto colosal, una porción de superficie planetaria se habría desprendido para conformar lo que hoy conocemos como nuestro satélite natural, la Luna.