CAZADORES DE TESOROS

#32 LA PERSECUCIÓN DEL EMÚ

Por andar buscando coleccionables como locos, Mike y Frank encontrarán lo que no se les ha perdido: un pájaro Emu enloquecido que los hará correr por todo Tennessee. Aunque pasado el susto, se harán de unos buenos tesoros: artículos de una clausurada estación de bomberos y una rara bicicleta Schwinn. El colmo será cuando, tras encontrarse con un gran amigo de Mike, terminen adquiriendo una extraña silla de dentista.